Descubriendo Polonia: Cracovia y Auschwitz

En el año 2012 pisé Polonia por primera y última vez. Núria, lo haría un año más tarde. Ambos hicimos rutas similares aunque en épocas totalmente opuestas, mientras ella visitó el país durante el gélido invierno, yo lo disfruté en verano con unos días largos y llenos de luz.

Esto me permitió aprovechar al máximo la excursión a Auschwitz y observar toda su inmensidad, porque una visita a la ciudad más conocida del país, Cracovia, bien merece una escapada a este lugar, que pone los pelos de punta. ¡Pero no avancemos los hechos!

Cracovia, la perla polaca, es una ciudad de cuento. Una ciudad de reducido tamaño que ofrece al viajero todo aquello que busca sin obligarle a ir con prisas, ni tener que planificar nada pues todo está al alcance.

Pasear tranquilamente por su centro histórico, declarado patrimonio de la humanidad por la UNESCO, parar en su plaza a degustar la comida típica del país y, finalmente, subir a la colina de la ciudad donde se encuentra su castillo ¿suena bien, no? Pues es el tipo de día relajado que te espera en esta bonita ciudad.

P1030706
Plaza del mercado.

Particularmente, me recuerda mucho a la ciudad de Praga, pero todo queda más a mano. Tiene un menor flujo de turistas y un nivel de precios muy inferior. En Polonia, comer en la plaza principal de cualquier ciudad es todavía muy económico. Comer un plato de su contundente comida y acompañarlo de una cervecita puede salir por unos 3-4€. ¿Así da gusto, verdad?

La ciudad dispone de varios atractivos turísticos; el castillo de Wawel, la plaza del mercado, la hermosa basílica de Santa María, parte de su antigua muralla y un cementerio judío. Y, cómo no, Auschwitz.

P1030725
En la imagen la Catedral de Wawel, en el interior del castillo.

Auschwitz, símbolo de uno de los acontecimientos más trágicos de la historia es un lugar sobrecogedor, un museo al aire libre y un emplazamiento que cualquiera debería visitar. Visitarlo para recordar lo que Europa y el mundo permitió y sigue permitiendo en la actualidad.

*Llegar al recinto es relativamente sencillo desde Cracovia. Se puede ir de varias maneras, por ejemplo en tren, pero sin duda en autobús es la más sencilla, aunque algo más lenta. Solamente hay que coger un bus que en poco más de una hora y por unos 3€ te deja en la misma entrada. La estación de autobuses se encuentra justo detrás de la Galería Krakowska, muy cerca de la estación de tren.

Una vez allí, lo aconsejable es entrar con una visita guiada porqué de otra forma no podréis acceder a la totalidad del museo, o bien, tendréis que hacerlo en unos horarios preestablecidos.

En agosto de 2012, habían grupos en varios idiomas, entre ellos en Castellano. La visita duró alrededor de 3:30h y el coste, con descuento universitario, fue de unos 7€ al cambio. Sin descuento creo recordar que rondaba los 11€.

Con la visita guiada se accede a la totalidad del complejo y, sin duda, la recomiendo. En mi caso, la guía era nieta de unos residentes colindantes al campo, por lo que la visita fue todavía más dura pero, del mismo modo, más valiosa.

P1030640

P1030680
La inabarcable extensión que ocupa Auschwitz.

Si el tiempo lo permite, Núria en invierno no lo consiguió, la visita se desarrolla en el campo de trabajo o concentración (aquí llega todo el mundo) y posteriormente en Auschwitz (II) Birkenau, el campo de exterminio. Aunque lamentablemente ambos desarrollaron esta labor.

*Con el precio de la visita está incluido el autobús hasta el segundo emplazamiento, situado a unos 3km del primero.

P1030655
Lugar de llegada de los “presos”.

Entre ambos es posible ver fotografías de las diferentes situaciones en su etapa operativa, entrar en las cámaras de gas, ver el paredon de fusilamiento e infinidad de cosas que sin duda no olvidaréis.

A pesar de ser una experiencia dura, que pone los pelos de punta y deja las emociones a flor de piel, se tiene que vivir.

Ésta es una excursión de medio día desde la ciudad, del mismo modo o complementariamente, también se puede visitar las minas de sal de Wieliczka, con una capilla en su interior.

Un par o tres de días serán suficiente para enamoraros de esta ciudad y todo lo que puede ofrecer, así como para dejados con ganas de visitar el resto del país :).

Un saludo,

Xavi.

Anuncios

4 comentarios en “Descubriendo Polonia: Cracovia y Auschwitz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s