La Gran Muralla China ¿tan difícil es llegar?

Hoy os quiero contar una de esas locuras que uno hace cuando está de viaje y se deja llevar por la emoción del momento:

Durante el transcurso de mi viaje a China y concretamente mientras estaba en su capital, Pekín, conocí a un par de vascos y un catalán. Nos conocimos en la Ciudad Prohibida y rápidamente entablamos amistad.

La Ciudad Prohibida en Pekín.
La Ciudad Prohibida en Pekín.

Después de un par de días de intensas caminatas por la inacabable capital del gigante asiático, decidimos emprender la aventura de “conquistar” la Gran Muralla.

Ellos tenían en mente ir a visitar la Gran Muralla por un tramo poco conocido, utilizando las propias piernas como método de transporte y, dado que soy propenso a este tipo de aventuras, me apunté sin dudarlo :).

Nos informamos un poco antes de partir hacía la aventura y en “San Google” se comentaba que era un tramo auténtico, con riesgo de desprendimiento y que llevaba un periodo de tiempo cerrado.

La excursión empezaba en un pueblecito cerca del tramo de muralla de Mutianyu, otro de los lugares cercanos a Pekín donde disfrutar de esta maravilla. En un principio (después se demostró lo contrario…), se trataba de un trekking de varias horas por el medio de la selva (bosque o como se le quiera llamar) hasta coronar las montañas, donde encontraríamos ese tramo de muralla.

El día “D” empezó en el bus, bien desayunados con las típicas bolas al vapor, que nos dejaría cerca de Mutianyu desde donde habría que contratar un taxi para llegar al destino.

Pues bien, el día empezó de la mejor forma, dado que el mismo revisor del bus intento engañarnos intentando negociarnos un taxi del que bien seguro sacaba una buena tajada (¡Cómo son estos chinos, eh!). Por suerte, un grupo de jóvenes chinos se dio cuenta y, aunque un poco atemorizados, nos hicieron entender mediante gestos lo que sucedía. Una vez en el piso se desató una auténtica “disputa de guerra” en la que nosotros, los únicos laowai (extranjeros), éramos la presa.

Aún así, después de unos minutos de tensión, acabamos subidos a un taxi que nos llevaría a nuestro punto de partida por un precio “chino”. Hay que tener en cuenta que si no discutes (mucho), en China acabarás pagando entre 10 y 15 veces más del precio real.

Al cabo de unos 35 minutos de taxi, llegamos al punto en cuestión. Allí, simplemente, había un restaurante y una piscina llena de peces, para practicar un poco esto de la pesca, que a muchos de ellos les queda un poco lejos :P. Y bien, justo detrás del restaurante había un pequeño sendero, justo para el paso de una persona, que se adentraba en la montaña.

P1160451
Para todos los que sabéis chino, está claro que marca el inició de la ruta, ¿no?

Nos adentramos en la montaña con la ilusión de llegar a presenciar esta maravilla de la ingeniería en un lugar de difícil acceso y, al poco de empezar, pasamos cerca de  dos estatuas de dragones bien grandes, que me recordaron a “Shenron”. Para los que no seáis “frikis” de Dragon Ball quizás no os diga mucho, pero para mí fue una motivación extra :).

P1160452
No digáis que no es clavado al dragon Shenron… 🙂

A pesar de toda nuestra ilusión, al cabo de 30 minutos de caminata, la cosa empezó a torcerse, pues la increíble humedad y los más de 38º empezaron a hacer mella.

Cuando llevábamos cerca de dos horas de ascensión por caminos pedregosos y entre todo tipo de sonidos, entre ellos cascabeles, uno de los vascos tuvo que abandonar y regresar, pues su fatiga era tan grande que no podía continuar la locura en la que nos habíamos embarcado.

En ese momento nos paramos con él, durante 20 minutos, reflexionando sobre lo que estábamos haciendo y si debíamos regresar con él, pues tampoco era muy seguro dejarlo solo en ese estado y menos con la complicación del camino.

20130815_121425
Un tramo algo delicado en nuestra ascensión suicida…

Finalmente, la irracionalidad triunfó y lo dejamos bajar a su ritmo, mientras nosotros intentábamos llegar un poco más arriba para ver si lo conseguíamos. El problema residía en que no teníamos ni idea de donde estábamos, pues había una niebla increíble.

Como era de esperar, al cabo de unos 45 minutos más, llegamos a un lugar donde era imposible avanzar un solo metro más. Deshidratados y totalmente desilusionados tuvimos que aceptarlo, la naturaleza nos había ganado. Maldiciendo a los chinos que nos habíamos cruzado durante la ascensión, que afirmaron haber llegado a la muralla, empezamos el peligroso descenso.

Hubo un par de veces que hubieron desprendimientos de rocas dado nuestro paso, por suerte no impactaron con ninguno de nosotros. Casi 2 horas después, y yo cerca del desfallecimiento, llegamos al bendito restaurante. Por primera y última vez durante el transcurso de mi viaje a China compre algo sin regatear y fue una coca-cola de 1,5l. Me senté sin mediar palabra y estuve bebiendo durante cerca de 40 minutos a sorbitos antes de poder articular palabra. Todo había sido tan intenso, la locura llevada al extremo, por la ilusión de explorar un rincón nuevo para nosotros.

Saliendo del dramatismo y una vez recuperados, lo más duro fue tener que aceptar que, aunque fuéramos vascos y catalanes, teníamos límites.

Y sí, finalmente hicimos la turistada y fuimos al tramo de Mutianyu, subimos en telesillas y bajamos… ¡en tobogán!. Habíamos perdido pero ya no íbamos a lamentarnos por ello, teníamos que aprovechar el poco tiempo que teníamos para disfrutar de uno de los lugares más increíbles que existen.

P1160488
Felices por haber alcanzado el objetivo finalmente. Y además conocimos al ¡Chin Chan chino! Y no, no es un juego de palabras 😉
P1160515
A pesar de no tener el aspecto más presentable, finalmente lo conseguí :).

Hasta pronto,

Xavi.

Anuncios

3 comentarios en “La Gran Muralla China ¿tan difícil es llegar?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s